Dibujo de una familia en blanco y negro

La Importancia del Pasado

El pasado como infancia

La historia familiar sabemos bien hoy en día que es muy importante para la seguridad y autoestima de los niños. Premiar con afecto, palabras tiernas, halagar sus buenos actos y actitudes inmediatamente, así como manifestarles diariamente el amor que sentimos por ellos, lo importantes que son como personas, marcará su futuro adulto.

Por las investigaciones en Psicología conocemos que es fundamental para una vida emocional más sana. Que si no lo tuvimos, algo nos ha faltado para ser más seguros, más estables emocionalmente, más positivos y decididos. Habría una carencia constituyente. Sin echar culpas a nadie, ya que los padres han actuado como han podido según sus propias historias familiares, posibilidades sociales, recursos emocionales, contexto general. Pero es muy importante no negar esa carencia si la hubo y, si es posible, compensarla con una mejora en las relaciones actuales con nuestros padres y familia. Romper el patrón de comunicación y conductas rígido o frío que podemos tener y tratar de acercarnos ya que somos de una generación que cuenta con más “herramientas” comunicacionales para poder hacerlo.

Tratar de reparar ese pasado rescatando la relación con nuestros padres y hermanos, mejorándola en comunicación y demostración de afecto, logrando un mayor acercamiento a través de la empatía, respetando las diferencias y distancias necesarias, es muy beneficioso para nuestra salud mental.

De hecho, es una ardua tarea y muchas veces difícil de realizar, y como muchas veces no somos concientes de sus

beneficios lo dejamos pasar hasta que, llegado el momento de perderles, nos quedamos con culpas o ganas de haber hecho algo… Esto es para reflexionar sobre la importancia del pasado, de la historia personal de vida que es la historia familiar y que nos constituye como seres humanos. Luego, a lo largo de la vida iremos repitiendo inconscientemente conductas y actitudes que fueron engendradas en el seno familiar; a no ser que las descifremos y podamos desenmarañar ese pasado para que no influya negativamente en nuestras vidas.

Un pasado significante, que desde la palabra dicha por nuestros progenitores, y todos los que nos rodearon nos dirige la vida, nos “significa”. Habrá que descifrar ese “jeroglífico” del pasado, dijo Freud.

 Psicóloga Claudia Alberto.